Moda Letizia

EL DINERO TE HARÁ FELIZ...

EL DINERO TE HARÁ FELIZ...
Y NO NECESITARÁS UN PRÍNCIPE

ADPV

Amazon te vende....




Saturday, April 30, 2016

Sofía cumple nueve años

 En La Zarzuela estamos de cumpleaños. Nuestra pequeña Sofía cumple nueve años. Esta mañana se despertó gritando que quería sus regalos. Me entristece que sea tan materialista. Le dije que antes de darle los regalos, nos tendría que dar besos a todos y pensar un poco en la Patria. Es una Infanta de España.

 -Mi Barbie nueva, mami, por favor.
 -¿No quieres los pendientes Tous que te compré?
 -Prefiero mi muñeca.

 Sofía es una niña muy de muñecas. Yo creo que acabará coleccionando las Barbies dichosas. Ya le dije a mi Felipe VI que habrá que hacer un Museo de la Barbie con las muñecas de la niña. Podríamos sacar un dinerito cobrando entradas a los visitantes del museo.

 Su hermana Leonor, en cambio, piensa más en cosas serias. El otro día fue con su padre al fútbol y regresó encantada porque la aplaudieron y la llamaron princesa. Le dije que no se emocionara mucho.

 -Los que hoy te aplauden, mañana te abuchean, hija. La gente pasa de monárquica a republicana sin pensarlo dos veces.
 -En el Atlético de Madrid son todos monárquicos. Me lo dijo Vicente del Bosque.

 Tan entusiasmada quedó con el fútbol y con los futbolistas que se olvidó de hacerle un regalo a su hermana. Yo le había pedido que le calcetara una bufanda.

 -Me olvidé, mami. ¿Le damos a Sofía un foulard de los tuyos? Tienes uno de Tous muy bonito.
 -Habrá que dárselo porque no la vas a dejar sin un regalo tuyo.

 A Sofía no le gustó. Quería más Barbies. Dijo que el foulard no le quedaba bien y, aunque le quedara bien, no le interesaba. Su mundo es muy infantil. Tampoco quiso saber nada de los futbolistas. Su hermana Leonor nos contó que había alguno que tenía unos hijos muy monos.
 
 -Estoy pensando en casarme con un futbolista, mamá. Ahora no, por supuesto. Cuando sea más mayor.
 -Mejor no, hija. Tuvimos en la Casa Real un deportista que casi tira la Monarquía del trono.
 -¿Te refieres al tío Iñaki?
 -No hablemos de la familia, amor.
 -En mi colegio las niñas dicen que el tío Iñaki y la tía Cristina irán a la cárcel.

 Los niños son muy malos. Menos mal que mi Leonor no parece traumatizada. Debe pensar que la cárcel es como un hotel pagado por Hacienda. En ese colegio de pago al que la llevamos no les hablan a los niños de cosas tristes. Es lo que dice mi doncella Maripuri.

 -Los colegios privados les pintan a los críos el mundo de rosa, mi Reina. Nunca le hablarían de la pobreza que hay en este país sin Gobierno.
 -Hay más pobreza en el Tercer Mundo, Maripuri.
 -A mí me importa la nuestra, la española. No vivo en el Tercer Mundo.

 Maripuri es pesimista. Teme un Gobierno de Rajoy después de las elecciones generales del 26 de junio. Por eso está ahorrando todo lo que puede. Yo, en cambio, casi no ahorro. Estoy comprando la moda verano y no me regalan nada. Tampoco mi Felipe VI quiere que acepte regalos. No quiere que nos denuncien por corrupción. No se da cuenta lo caro que nos está saliendo ser honrados. En regalos para mi Sofía gastamos un dineral y nos podrían haber salido gratis si hubiéramos aceptado lo que nos enviaron las marcas.

Sunday, April 24, 2016

Cervantes nunca me gustó

 Me enteré por mi doncella Maripuri que en Radio Nacional están leyendo el Quijote para aburrir a sus oyentes. No me extraña que hayan bajado en el Estudio General de Medios. La gente quiere lecturas alegres, no las aventuras que no entienden de un hidalgo de la Mancha.

 -A mí me mete miedo, mi Reina. Por eso no le recomiendo escuchar el Ojo Crítico los viernes. Lo escuché dos viernes y acabé deprimida. Tuve que beber media botella de coñac para salir de la tristeza.
 -¡Maripuri!
 -Tuve suerte, mi Reina. Los de tráfico no me cogieron piripi. Casi me paran para soplar, pero uno de los policías se fijó en un chico que parecía un ladrón y fue directo a su coche. Yo aproveché para llegar a la discoteca sin novedad.
 -Supongo que no seguirías bebiendo, Maripuri.
 -No pude evitarlo. Lo siguiente fueron unos chupitos más dulces que los melones que venden en el Mercadona.
 -Vas a acabar en Alcohólicos Anónimos.
 -No beberé más -me promete-. Tiene razón, mi Reina, tengo que controlarme, pero una es tan feliz porque no hay gobierno que no puede evitar unos chupitos para celebrarlo.

 ¡El Gobierno dichoso! En los premios Cervantes casi se pegan Rajoy y ese Sánchez del PSOE. Tuvo que meterse en medio uno de los escoltas porque Rajoy no le soltaba la mano al chico del PSOE. Debía ser una cosa de judo o algo así lo que quería hacerle. Menos mal que no estaba Pablo Iglesias. Rajoy sería capaz de agarrarlo por la coleta y sacudirlo. Ese hombre está desesperado. Quiere seguir siendo Presidente de España a cualquier precio.

 Mi Felipe VI dice que no debo preocuparme. Esta semana hará la última ronda de consultas y llegarán a un acuerdo. Dice mi Felipe VI, que el Presidente podría ser Albert Rivera. Todos hablan con él.

 -Habrá elecciones, Felipe.
 -No, Leta. En España somos muy quijotes.
 -Te digo que habrá elecciones y no me hables del Quijote. ¡Odio ese libro!
 -Cálmate, Leta.
 -Todavía recuerdo mi suspenso en Literatura española por culpa de Cervantes.
 -¿Te suspendió tu ex marido?
 -Calla, por Dios, no me hables de otros hombres.
 -No soy celoso, Leta.
 -Pues entonces hablamos de Isabel Sartorius, de Eva Sannum, de...
 -¡Calla, Leta!

 Me callo y voy a mi habitación a descansar. Tanto Quijote altera mi estabilidad mental. Entra mi hija Leonor con una revista en la mano.

 -¿Qué lees, hija?

 Le echó un vistazo. No está nada mal. Me recuerda al Nuevo Vale de mi adolescencia. Mucho niño mono y muchos consejos para niñas que se empiezan a enamorar. Menos mal que mis Herederas son normales. No soportaría tener a una hija que leyera el Quijote en su tierna juventud. El Quijote es un libro para viejos.

Sunday, April 17, 2016

Cristina es inocente

 Mi cuñada Cristina es inocente. La culpa era de Manos Limpias. Cristina sólo era, y sigue siendo, Infanta de España. Es lo que dice la prensa estos días. Estoy esperando por la inocencia de Iñaki. Seguro que llega. Yo creo en la Justicia.

 Mi doncella Maripuri, en cambio, no cree en los jueces. Es tan atea como desconfiada.

 -¿Tendrá doña Cristina dinero en Panamá? -me pregunta.
 -No, Maripuri -le aseguro-. Mi cuñada sólo tiene deudas. En Ginebra le debe hasta a los del supermercado.
 -Es culpable -insiste.

 La dejo por imposible. Tampoco puedo seguir intentando convencerla porque me llama el Papa Francisco. Quiere saber si estoy dispuesta a acoger en mi Palacio a sus doce refugiados sirios.

 -Que vengan todos -le digo-. Tenemos comida de sobra y pueden dormir en el Palacio Real con don Juan Carlos.
 -¿No será una molestia?
 -En absoluto, Santidad. Serán bien recibidos.
 
 Me promete mandarme a alguno. En el Vaticano los sirios no se sienten cómodos con tanto rezo y tanto santo. Prefieren residir en un ambiente más normal. Los comprendo. Yo tampoco estaría muy cómoda viviendo en el Vaticano. Dios siempre me puso nerviosa.

 Del Gobierno no hay otra noticia que no sea la dimisión del ministro Soria. Tenía mucho dinero en Panamá y no podía seguir siendo ministro del Gobierno dne funciones de Rajoy. Ellos son honrados. Lo de Soria fue una cosa de herencia. Igual que lo de los Pujol. En esta España nuestra tus antepasados te meten en problemas con Hacienda porque se les da por llevar el dinero para el extranjero. Le dije a mi Felipe VI que no lleve nuestros ahorros a Mónaco.

 -¿Qué dices, Leta?
 -La próxima semana viene Alberto de Mónaco a pedirte inversiones en el Principado. Que no se te ocurra invertir en el Casino de Mónaco, Felipe. Sería un escándalo.
 -En el Casino se juega, no se invierte.
 -Todavía peor. España no aguantaría que su Rey fuera ludópata.
 -Hoy no tienes el día fino, Leta.

 Tiene razón. Estoy de los nervios. Tengo que tomar otra tila. Doña Sofía también se apunta a una tila. Dice que la alegría la pone nerviosa. 

 -La inocencia de mi Cristina es un notición, nuera. Ahora nos falta la inocencia de Iñaki. 
 -¿Brindamos?
 
 Levantamos las tazas de tila y chocamos las cerámicas. No hay nada más bonito que la felicidad. Te pone de los nervios, pero da gusto estar de los nervios  porque eres feliz.

Wednesday, April 13, 2016

Nueva ronda de consultas antes de las elecciones

 Mi marido tiene mucha fe en los políticos. Hay gente que cree en Dios. Mi santo cree en los Rajoy y compañía. Dice que llegarán a un acuerdo de última hora y que no tendrá que convocar nuevas elecciones. Yo no tengo tanta fe. Mi doncella Maripuri tampoco. Cree mi doncella que ni proponiendo a Pablo Iglesias se conseguiría un gobierno que nos sacara del gobierno en funciones.

 -Pero debería proponer a Pablo, mi Reina -dice mi doncella Maripuri-. Pablo nos daría mucha publicidad internacional. Saliríamos en las noticias de toda la prensa internacional y eso traería más turistas extranjeros a nuestra España, lo cual significa más dinero, más impuestos, más sueldos para funcionarios, más ingresos para pagar las pensiones de los jubilados, más dinero para los servicios públicos, más...
 -¡Calla, Maripuri, por favor! -le ordeno-. Me estás poniendo de los nervios.
 -Entonces voy a prepararle una tila.
 -No quiero más tilas.
 -Le calmará los nervios, mi Reina.

 La dejo hacer. Mi doncella Maripuri piensa que lo de mis nervios se soluciona con sus tilas calientes. Mi peluquero cree que los nervios se solucionan con un champú caro que, supuestamente, evita que me caiga el pelo. Mi suegra doña Sofía cree que debo escuchar música clásica para calmarme. Mi Felipe VI intenta calmarme regalándome joyas Tous que paga Hacienda. Mis Herederas tratan de calmarme hablándome de su colegio. Todos se esfuerzan en tranquilizarme.

 No puedo tranquilizarme con esta situación política. Encima la economía es un desastre. Abro los periódicos salmón y me entero de que han detenido a Mario Conde y a sus hijos. Me da pena. Pienso en esos nietos que quedan en manos de las asistentas sociales. Nos saldrán caros. Unos niños a los que les hay que pagar mayordomo y chófer privado que los lleven al colegio son niños más caros que los críos de los refugiados sirios que no han llegado todavía a nuestro país.

 Lo de Mario Conde me preocupa tanto como lo de los ricos de los Papeles de Panamá. Dan pena los ricos. Intentan no pagar impuestos y acaban en la cárcel. También damos pena nosotros, los españoles que trabajamos para pagar las cárceles donde los políticos encarcelados comen y duermen gratis. Yo creo que Mario Conde y familia deberían pagar su estancia en prisión. Pueden pagar con ese dinero que traían de Suiza en las maletas. Entre braga y braga, la hija de Mario Conde escondía los billetes de quinientos euros que, supuestamente, robó su padre. Un desastre de gente. Mario Conde debió haber continuado siendo abogado del Estado. Compró en su día aquel Banesto que lo convirtió en presunto ladrón o ladrón completo. Una nunca sabe como debe definir a una persona que cae en las redes de la Justicia.

 Doña Sofía también está preocupada por todo lo que pasa en este país nuestro. El otro día quiso ver la nueva película de Almodóvar y no la dejaron entrar en el cine. La gente se estaba manifestado en contra del director manchego.

 -Marché, nuera. Una señora empezó a insultarme por lo de mi Cristina. No nos perdonan nada.
 -¿Sólo la abucheó una señora?
 -Las otras no me reconocieron. Iba disfrazada de abuelita con mi nieta Victoria Federica del brazo.

 Así estoy yo de los nervios. No quiero imaginar a mis Herederas abucheadas cuando vayan del brazo de su abuela al cine. Mis Herederas merecen un país en el que nos aplaudan y nos quieran. Somos sus Reyes.

Tuesday, April 05, 2016

Los millones de la Infanta Pilar

 Nuestra tía Pilar es rica de verdad. Lo supimos por los Papeles de Panamá. Nadie lo sabía. ¿Cómo ibas a imaginar que la tía que te regala siempre chorradas de los bazares chinos es millonaria?

 Mi Felipe VI se lo tomó mal. Dijo que su tía Pilar tenía que haberle dicho a Hacienda que tenía millones en Panamá y pagar los impuestos correspondientes.

 -Tu tía Pilar siempre fue tacaña. ¿Te acuerdas de aquellos manteles que nos regaló por nuestra boda? Eran de los chinos.
 -Hay que pagar impuestos, Leta.
 -¿Nosotros pagamos impuestos, Felipe?
 -Sabes que sí.

 Yo no sé nada. De nuestras finanzas se encarga don Juan el Fantasma, un asesor que nunca te cuenta lo que hace. Espero que lo que esté haciendo con nuestro dinero sea legal. No me gustaría aparecer en un listado de defraudadores de Hacienda al lado de Pilar de Borbón, Messi y Almodóvar, ese director de cine manchego con el que quieren trabajar todas las actrices. Me llega con aparecer en las noticias porque no me dejo fotografiar en un restaurante o porque dicen que no permito que doña Sofía vea a sus nietas. Eso es mentira, por supuesto. Mi suegra ve a sus nietas cuando le da la gana. 

 La tía Pilar nos llama llorando. Dice que no quiere ir a la cárcel con su sobrina Cristina. No será para tanto, creo yo. Así se lo digo.
 -No tienes edad para ir a la cárcel, tía política.
 -Tienes razón sobrina. Soy una vieja.
 -Sólo te pueden meter en una residencia de ancianos y no creo que lo hagan porque las residencias de la tercera edad están hasta los topes. No creo que encuentren sitio para ti en ninguna residencia de Madrid.
 -¡Letizia!
 -Tú devuelve la pasta y te dejarán libre.

 Cuelga. No quiere devolver la pasta. La comprendo. Lleva cuarenta años ahorrando pesetas, euros y la moneda de Panamá que no sé cuál es. Yo tampoco devolvería ni la calderilla en su lugar. El dinero cuesta ahorrarlo. Es lo que dice mi doncella Maripuri siempre.

Tarot gratis

AMAZON











My Blog List